Tag Archives: herramientas

Utensilios antiguos y modernos

Todo a un euro Cuando entras en una tienda de quincalla (todo a un euro, para entendernos), te encuentras con toda una serie de utensilios para la casa como los que puedes encontrar en los mercados y mercadillos de cualquier pueblo o ciudad, pero en la mayoría de casos, mas endebles. Coladores, batidores manuales, paletas y otros elementos son de dudosa durabilidad, es por ello que intento comprarlos en lugares que me den mas confianza, como ferreterías o grandes superficies.

triturador 1 No hace mucho, fui a comprar un triturador de ajos. Seguro que los habréis visto, son de esos que tienen como dos palos de madera hacia abajo y aprietas desde los dos lados con una mano. Después de buscar y rebuscar, acabo decidiéndome por el más robusto y que parecía bastante pesado. En la casa en que vivía cuando yo era pequeño, recuerdo haber tenido uno de aluminio, de dos piezas y que a pesar de los años que han pasado, sigue funcionando en casa de mi madre.

 El que finalmente compré, los mangos que apretabas para triturar, eran de un plástico bastante grueso y podías hacer bastante fuerza, a pesar de estar hecho con dos piezas de metal superior y dos piezas de plástico inferior. Lo curioso es que al cabo de un tiempo usándolo, acabo partiéndose una de las piezas de plástico, por el lado de la unión con en metal.

triturasor de ajos 2 Algo similar me ocurrió con unas varillas agitadoras que usaba para batir una pasta ligera que luego usaba para hacer un determinado pastel, se desmontaron las varillas mientras agitaba la masa. Pero me desvío del tema del triturador de ajos…

 Desilusionado fui y me compré otro, el cual, en el lugar en donde se ponen los ajos, se puede desmontar para poder limpiarlo mejor, pero al no estar totalmente hermético, el ajo se sale por el lado.triturador de ajos 3

 No consigo entender como es posible que algo tan antiguo como el que tiene mi madre en su casa, esté aguantando todavía y en cambio los dos que yo he comprado me han salido rana. Que listos que eran nuestros ancestros y cuanto negocio se pretende hacer hoy en día a costa de gastar dinero del comprador y recursos naturales escasos.

Extrapolando Conclusiones (II)

herramientasPost Original 30-08-07

–>Viene del post anterior.

Vamos a continuar donde nos habíamos quedado, centrándonos en una profesión. Vamos a elegir la de fabricante de herramientas – cuchillos, hachas, buriles, etc. – Vamos a descartar que fabrique también armas, para poder sintetizar más.herramientas edad de hierro

Para que una persona pueda ganarse la vida como fabricante de herramientas, significa que alguien este dispuesto a comprárselas o cambiárselas como mínimo por comida. Vamos ha hacer un primer supuesto, y es que las herramientas duran toda la vida de una persona. Si todas las personas de un poblado, necesitan tres tipos de herramientas a lo largo de su vida, suponiendo un poblado de 100 personas, vendería como máximo 99 x 3 = 297 herramientas (¡si!, he descontado a el de la cuenta de los pobladores). Esto significa que en toda su vida laboral, no le serviría de nada hacer más herramientas y además, debería vender estas a un precio que le permitiera vivir durante toda su vida si solo se dedicaba a eso, 297 herr. / 50 años de vida laboral = 5.94 herr. al año… Este precio sería demasiado caro y además las herramientas no duran una vida, así que vamos a hacer que haya que comprar cinco herramientas de cada en la vida de cada persona, esto son… 297 x 5 = 1485 herramientas. De esta forma tendría que fabricar 1485 / 50 = 29.7 herramientas al año, o lo que es lo mismo 2.47 herramientas al mes.

obsolescencia programada Llegados a este punto ya se comienzan a vislumbrar una serie de consecuencias directas…

-Si no existen más personas, la solución es que duren menos las herramientas, o que sean tan baratas que no valga la pena repararlas cuando se averíen o rompan (esto último tiene un coste considerable en cuanto a recursos y materias primas). Si quiere ganar más tiene que venderlas más caras o fabricar más cantidad. Si las fabrica más caras no venderá tantas, por lo tanto necesita fabricar más cantidad.Generando necesidad

-Aquí nos encontramos con que en la isla se han formado dos grupos más de habitantes. Esto significa comercio y más gente a la que vender, pero… ¿que ocurre si en los otros grupos ya existen sus propios fabricantes de herramientas?. Aquí aparece la competencia. Las tácticas para vender sus herramientas, pasarían por: (1) demostrar que son mejores que las del otro fabricante, (2) venderlas más baratas, (3) hacer creer a la gente que tus herramientas tienen algo o están hechas de una forma que es especial, y que las herramientas del otro no tiene.

coste en tecursos naturales -Pero hay un hecho que se nos olvidaba, y es que por rápidas que se rompan y por baratas que se vendan, llegamos a un extremo que no es posible vender más porque el mercado esta saturado (si no hemos acabado antes con las materias primas) y que cada persona solo tiene a la vez un máximo de tres herramientas. Llegados a ese punto, el fabricante de herramientas, que es muy astuto, crea una necesidad ficticia, haciendo creer que la posesión de más de una herramienta del mismo tipo es un símbolo de riqueza (a eso no nos podemos resistir). A partir de ese momento, ya no hay problema, el que tiene dos, quiere cuatro, y el que tiene veinte, quiere cuarenta.

-Como hemos dicho antes, esto tiene un coste en recursos naturales y costes de elaboración: Agua que se contamina, combustible que se quema, elementos de hueso, metal o madera usado para realizarlo… que no son nada despreciables, y que a la larga no conseguimos que se recuperen debido al uso exponencial que hacemos de ellos (sobreexplotación).

–>Continuará en el siguiente post.