Obesidad infantil en un Mundo Globalizado

Obesidad infantil y TV La obesidad y sobre todo la infantil es un tema que nos preocupa a todos y mal que nos pese es debido a todo un conjunto de causas de muy diferente indole.

La globalización que sufrimos, hace que adoptemos formas de vida de los paises preponderantes de nuestro entorno cultural. En nuestro caso, de los USA.

Piramide nutricional Treinta años atras, el dia que te tomabas un refresco, era porque era dia de fiesta o el cumpleaños de alguien. Hoy en dia las bebidas azucaradas son de lo mas habitual. Tambien los pastelitos y bolleria no te los podias tomar todos los dias. Como mucho para desayunar tenias unas galletas o madalenas sin aditivos ni conservantes ni aceite de coco que te sube los trigliceridos a las nubes. Esto evitaba algunos problemas con el peso.

Medico y obesidad infantil Para ir a cualquier sitio, te tocaba ir a pie y jugabas con los amigos en la calle. Ahora los amigos estan de colegas en el warcraft y similares. Los juegos son virtuales y la Wii se usa un ratito a la semana y solo durante una temporada hasta que pasa la novedad. ¡Adios a aquellas promesas de ejercicio con la consola!.

legumbres La mayoria de familias tienen que trabajar las dos personas del matrimonio para salir adelante con los pagos y esto deja poco tiempo para preparar comidas en condiciones. Precocinados, fritos, hamburguesas, pizzas y comidas de sobre o de pastillas de sopicaldo son de uso comun y demasiado continuo. Las lentejas, garbanzos, alubias y demas legumbres ideales para una comida equilibrada no son comidas habituales, con lo cual nuestros propios hijos, si se nos ocurre algun dia darles un plato de legumbres, dicen que no les gusta porque no estan acostumbrados a esas comidas.

sedentarismo La vida sedentaria que llevamos, tan diferente a la vida de esfuerzos y caminatas a pie para ir de un sitio a otro que tenian nuestros abuelos, nos llevan a necesitar menos alimentos y en cambio, lo que hacemos es comer más y productos más grasos, puesto que miles de años de evolución nos han predispuesto a que nos gustaran las cosas grasas acumulandolas para los tiempos de escasez.

No hemos educado a nuestros hijos en habitos de comida porque a nosotros tampoco nos educaron. Es una situacion nueva y requiere planteamientos nuevos, en cambio, a muchos de nosotros nos cuesta cambiar de habitos y nuestros hijos nos imitan.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

*