Bonanza economica, impuestos y medias mentiras

Mariano Rajoy Según dice el presidente del Gobierno la economía va mejor a pesar de ello yo cada vez veo casos y cosas que me indican lo contrario la economía hoy en día en seguir los pasos de aquella que había en los años 60 pero con una pequeña diferencia en los años 60 se dejaba bastante manga ancha para trabajar a las personas de las pequeñas y medianas empresas, entiéndase “manga ancha” como el hecho de no gravar con impuestos cada una de las cosas con las que se trabaja. Se pagaba un impuesto para el estado y no se aplicaban medidas absurdamente restrictivas o escandalosamente caras para abrir un negocio o simplemente mantenerlo en funcionamiento.

 Hoy en día debido a la necesidad de dinero qué tiene el gobierno, el nivel de impuestos que se aplica a las personas y a las empresas, ahogan cualquier intento de actividad económica; especialmente a pequeños empresarios y autónomos. La mayoría de pequeñas y medianas empresas con todos sus papeles correctamente legales, están trabajando simplemente para cubrir gastos (a veces ni incluso eso) y poco más. Esto implica que la inversión se reduzca a lo mínimo y que por tanto, los temas como sueldos o mejoras a las personas que están trabajando en las empresas se reduzcan a lo más elemental. Se da la triste situación, qué haya personas que están trabajando y que a pesar de ello estén en el umbral de la pobreza o incluso por debajo de él.

Paridad de la moneda El tema no es simple. No son solo estos, los factores los que debemos tener en cuenta, hay otros factores como por ejemplo la paridad de nuestro dinero con respecto a los demás países.

 En los años sesenta, España era, lo que hoy en día puede ser el sudeste asiático para los demás países. Esto significa que había mano de obra barata y se podían fabricar aquí, muchas cosas para los países industrializados de aquel entonces. Hoy en día no se da esa condición puesto que la moneda del euro tiene una paridad más alta que muchas monedas de otros lugares del mundo, con lo cual; aunque una persona cobre muy poco con respecto a otros lugares, es bastante más caro comparativamente el sueldo español. El problema está en que las cosas que tenemos que comprar aquí siguen subiendo de precio mientras que los sueldos, o se mantienen, o directamente bajan. En ocasiones son incluso un conjunto de las dos cosas, pues al aumentar la carga impositiva, loCopago Sanitarios precios aumentan y los sueldos disminuyen. Un ejemplo bastante visual ha sido el aumento de las pensiones, medida muy cacareada por el gobierno, que apenas ha aumentado el 0.25%, pero al mismo tiempo, se ha anulado la gratuidad de los medicamentos, de forma que cuestan la friolera de un mínimo del 2% de la pensión. Para cualquiera con dos dedos de frente, eso supone una bajada del 1.75% de la pensión solo en ese concepto. Pero el gobierno insiste en que ha subido las pensiones. ¡Asombroso!

 Si se mantuvieran los precios al mismo tiempo que se mantienen los sueldos, se podría mantener el mismo nivel de vida durante bastante tiempo pero como cada año aumentan los precios y los gastos, para cualquier persona, dComparativa retencioneseberían de aumentar de la misma forma los sueldos. Por lo tanto eso significa que se vamos teniendo menor poder adquisitivo y una mayor pobreza.

 El porcentaje impositivo sobre el sueldo de cualquier trabajador hoy por hoy en España, es superior al 52%, es decir, mas de la mitad de dinero que el empresario desembolsa para pagar a cualquier persona que esté trabajando legalmente, se va a las arcas del estado de forma directa o indirecta.

 ¿Como se puede competir con productos de otros paises o reactivar la economia con una soga de tal calibre?

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*